barcelona-panoramica-pixabay

Hacia un turismo responsable y sostenible

1. ¿Qué significa turismo responsable?

El turismo responsable, como su nombre nos indica, conlleva responsabilidades. Una de éstas es el diseño y la implementación de un sistema de gestión ambiental, que fomente el uso de energías renovables, el reciclaje y el consumo de productos lo mínimo nocivos para el medio ambiente.

Otra de las responsabilidades es implementar un modelo de turismo que fomente una interacción directa y justa entre el visitante y el local. El turista tiene que establecer una buena relación con el entorno físico y social.

Apostar por una economía social, solidaria y de proximidad es un ejemplo más. En cuanto a la adquisición de productos todos tienen que ser de proximidad y ecológicos. Mediante su consumo se promueve el comercio justo, en que ambas partes salen beneficiadas. Cuando hablamos de servicios la economía solidaria y social es la que impulsa a trabajar con entidades como bancas éticas o cooperativas energéticas.

Cada vez hay más conciencia, y el turismo sostenible está in crescendo, pero más en los espacios naturales y dejando al margen los espacios urbanos, que es donde se concentra el núcleo más importante de la población. Se trata de proteger y cuidar las zonas urbanas.

2. Barcelona, compromiso con el turismo sostenible

Barcelona reafirma su compromiso con el turismo sostenible con la creación de un nuevo estándar Biosphere – Barcelona. Los atributos que se derivan se singularizan en el caso de la ciudad condal, gracias al convenio signado entre Ayuntamiento y el Instituto de Turismo Responsable.

Con este acuerdo, por parte del Ayuntamiento con un organismo independiente, se pretende que otros operadores del sector turístico de Barcelona se sumen e implementen programas de desarrollo sostenible. El objetivo es incrementar el nivel de exigencia de la certificación que ya tiene la misma ciudad. Barcelona devino la primera destinación urbana en recibir la certificación Biosphere World Class Destination, en junio de 2011.

Se han introducido criterios propios de la ciudad , los cuales se han tenido en cuenta en el diseño del Plan Estratégico de Turismo 2016-2020. Son:

· Sostenibilidad. Garantir el futuro de la destinación reduciendo las externalidades negativas de la actividad turística y asegurando el mayor retorno posible.

· Responsabilidad. Impulsar la actividad económica sin poner en riesgo los derechos fundamentales de los residentes y los recursos básicos para garantizar el transporte público, la vivienda, los espacios públicos, etc.

· Redistribución. Asegurar el repartimiento de las riquezas mediante las rendas del trabajo, la fiscalidad y las relaciones económicas sociales y empresariales.

· Cohesión. Enfortalecer los vínculos del turismo con la ciudad con le fin de llevar a cabo entre todas las partes proyectos que velen por la ciudad como bien común.

· Innovación. Impulsar nuevas formas de gestión y organización para crear valor compartido y multiplicar las relaciones y los lazos entre agentes económicos, sociales, culturales, …

barcelonworld


3. JAM Hostel Barcelona, un ejemplo

En Barcelona, cada vez hay más ejemplos de operadores turísticos que implementan modelos de desarrollo sostenible. Uno de los barrios más propenso a que florezcan este tipo de proyectos es la Vila de Gràcia, por historia, por el encanto de sus calles y por la identidad propia que manifiestan sus vecinos. En esta zona se encuentra un modelo; JAM Hostel Barcelona, una prueba de que se pueden aplicar los criterios de sostenibilidad y responsabilidad sin renunciar al encanto ni a la innovación.

El JAM, como lo dan a conocer sus impulsores, tiene una capacidad de alojamiento de 47 personas y está adaptado para personas con movilidad reducida. Puede resultar una capacidad de alojamiento muy reducida en comparación con otros establecimientos que promueven el turismo de masa, pero la tranquilidad y trato personalizado forman parte de su identidad de marca. Su sistema de gestión ambiental y su apuesta por la economía de proximidad le dan el valor añadido que buscan unos huéspedes conscientes de que otro modelo turístico es posible.

JAM tiene el sello de establecimiento “bikefriendly”, ya que promueve el uso de la bici como medio de transporte y ofrece un espacio para almacenar la bicicleta a sus clientes.

eco-bike-zep

4. Las Fábricas Letmespace siguen los pasos

Los modelos de turismo responsable y sostenible no sólo se aplican en los establecimientos turísticos como hoteles, apartamentos, etc. o en la conducta de los propios visitantes. A menudo nos olvidamos que estos modelos tienen que fomentar también una movilidad sostenible y respetuosa con el entorno. El proyecto de las Fábricas Letmespace une la tecnología a uno de estos conceptos básicos del turismo responsable; el transporte sostenible. Los une y los pone al servicio tanto de los vecinos como de los visitantes de la ciudad condal.

Ofrece una solución a uno de los problemas cotidianos como es el almacenaje de bicicletas. Dejar la bici en la calle no es seguro, y muchas viviendas no disponen del suficiente espacio para almacenar las bicis. Tampoco parte de los establecimientos turísticos disponen de espacios guarda bicis con colgadores de bicicletas.

Un servicio de parkings de bicicletas y lockers que se extiende por Barcelona y facilita la movilidad, el primer parking para bicicletas digital de todo el estado; así es como se define el proyecto de las Fábricas Letmespace. El objetivo es ofrecer espacios en toda la ciudad donde guardar tu bicicleta.

Los dos primeros locales que se han puesto en marcha el pasado julio se encuentran en Carrer Perill 32 y Avinguda Vallcarca 58; ámbos en el distrito de Gràcia. Cada uno de los locales cuenta con 46 plazas guardabicis, repartidas entre ranks y colgadores de bicicletas. Las Fábricas ofrecen un servicio de parkings para bicis y trasteros 100% flexible a las necesidades del usuario, 24 horas abierto todos los días del año.

Mediante su App gratuita, el acceso al establecimiento se hace través de una llave digital proporcionada en el mismo smartphone, de manera rápida y cómoda. A la flexibilidad hay que añadirle la seguridad; los locales cuentan con vídeo vigilancia las 24 horas y un seguro tanto por las bicis como por el utensilio guardado en los trasteros.

¿Te gusta? Compártelo
0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.